Ciudad Rodrigo es uno de los principales conjuntos histórico artísticos del oeste castellano.

Gran parte de su patrimonio arquetéctonico es  BIC (Bien de Interés Cultural), y está compuesto por bellísimos edificios gran valor. A eso le sumamos la sensación de que el tiempo se quedó atrapado entre sus murallas.

Destacables son  la Catedral de Santa María y las murallas.

La primera, porque atesora una parte importante del patrimonio mueble de la ciudad en su museo catedralicio, además de ser por sí misma uno de los edificios ineludibles en la visita a la ciudad.
Un Rincón SalmantinoLa ubicación de Ciudad Rodrigo es la responsable de la existencia, aún en la actualidad, de un sistema defensivo tan elaborado. 
Desde la época medieval, pasando por los tiempos modernos con el sistema de baluartes, revellines y fosos, que le dan la tan famosa forma de estrella, llegamos a la actualidad con la inmensa suerte de poder contemplar historia en estado puro. 
Para completar la visita a la ciudad, debemos recorrer sus intrincadas calles, visitar sus palacios, conocer sus iglesias…
En cuanto a sus gentes y tradiciones, deciros que en Ciudad Rodrigo conservan sus raíces fuertemente arraigadas. Son varias las ocasiones a lo largo del año en las que el número de habitantes se múltiplica en ocasión de los distintos festejos y celebraciones que aquí tienen lugar.
El Carnaval de Toro es La principal fiesta de Ciudad Rodrigo, declarada de Interés Turístico Nacional, se celebra durante los cinco días previos al Miércoles de Ceniza, en febrero o marzo.
Para mas información visita www.turismociudadrodrigo.com